Publicado el Deja un comentario

Chaleco Flotador Para Bebe

chalecos de flotacion mundo petit

El chaleco flotador (o chaleco de flotación) para bebes es, para Janabanana, el mejor elemento de seguridad para los niños en el aprendizaje con el agua, ya que dota a los más pequeños de la libertad de movimientos necesaria dentro del agua. El chaleco flotador esta fabricado en neopreno para protegerlos de la temperatura y consta de varios elementos de flotación independientes y extraíbles de corcho para que a medida que su flotabilidad, habilidad, confianza y seguridad vaya aumentando podamos ir retirando.

chaleco-flotador-extraible
Elementos de flotación independientes

Además, incorpora un anclaje de seguridad inferior que se coloca entre las piernas para evitar que el chaleco se le suba hacía la cabeza o se le pueda quitar.

chaleco-para-bebes-con-anclaje
Anclaje inferior de seguridad.

IMPORTANTE: El chaleco de flotación NO es un elemento salvavidas. Siempre tiene que estar supervisado por un adulto.

Y es que con la llegada del buen tiempo empezamos a pensar en equipar a nuestros hijos de cara al verano para que no les falte de nada en sus vacaciones; gorras, toallas, cremas solares, juguetes para el agua…son algunos de los ejemplos. Pero es en el apartado de “seguridad” donde nos surgen más dudas y preguntas sobre cual de todos es el más adecuado para nuestro hijo. 

¿Qué sistemas de flotación es mejor para niños?

¿Qué diferencias hay entre el chaleco flotador y los manguitos?

¿Qué ventajas tiene el chaleco de flotación?

¿CUAL ES MEJOR? EL CHALECO FLOTADOR, LOS MANGUITOS U OTROS SISTEMAS DE FLOTACIÓN

 Tenemos que tener muy en cuenta y saber diferenciar bien a la hora de adquirir uno de estos productos para qué fin lo vamos a usar. No es lo mismo utilizar un elemento de seguridad que un elemento de ocio.

Existen en el mercado gran variedad de modelos, unos seguros, otros menos y otros nada seguros. En primer lugar, y desde nuestra experiencia, descartamos todos los elementos de “seguridad” que sean hinchables porque, como es lógico, todo lo que se puede inflar y funcionar correctamente se puede desinflar por cualquier motivo y ocasionar daños graves.

Una vez descartados todos los hinchables como medida de seguridad, lo más conveniente es que utilicemos elementos en los que el sistema de flotación esté compuesto por materiales como el corcho: manguitos, tablas, tubos…

Estamos acostumbrados a ver este tipo de elementos sobre todo en las piscinas a las que llevamos a nuestros hijos a aprender a nadar y es que una cosa es que los usen bajo la vigilancia de un profesor que esta pendiente en todo momento y otro es usarlos a nivel ocio en la playa, piscina, pantano. Dentro de este tipo de elementos de flotación los más adecuados pueden ser los manguitos de corcho con arneses que no sean fáciles de quitar.

Aunque siempre vamos a estar pendientes de nuestros pequeños es imprescindible que les dotemos del mejor sistema de seguridad posible, y este es sin lugar a duda el chaleco flotador. No obstante, no hace falta dejar de lado los demás elementos que siempre pueden usarse al mismo tiempo para jugar.

Y es que el chaleco de flotación cumple perfectamente con su cometido. Sus diseños infantiles y coloridos lo hace destacar sobre el agua para tener siempre vigilado y controlado al peque. Además, está fabricado con un material resistente como el neopreno para, aparte de protegerle de la temperatura, evitar posibles arañazos o golpes que puedan ocasionarse. Hay diferentes tamaños, y es que es importante que quede lo más acoplado posible al cuerpo del niño. Eso, unido al anclaje inferior que se coloca entre las piernas, hace que el chaleco no se pueda subir solo o quitar. Siempre debe utilizarse con la cremallera subida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *